La tecnología: arma de doble filo en niños y adolescentes

-PAUTA-

Celulares, tabletas, computadores y demás aparatos tecnológicos son usados cada vez con mayor frecuencia por niños y adolescentes.  Los juegos en la calle y los encuentros con amigos del barrio han sido poco a poco reemplazados por el uso de la Internet, los videojuegos y las nuevas tecnologías.

Un estudio de la universidad EAFIT y Tigo Une sobre el uso de las TIC en Colombia reveló que el 46% de los niños y adolescentes tiene acceso diariamente a Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC) y aproximadamente pasan 3 horas y 36 minutos diarias en Internet.

Si bien el uso de los dispositivos tecnológicos de comunicación se ha convertido en una necesidad en esta era digital y tiene beneficios en el desarrollo del aprendizaje, mal usados pueden ser perjudiciales en el desarrollo de las capacidades motrices, las habilidades sociales y la inteligencia emocional.

Expertos como Sady Posada, Facilitador del Ministerio de las TIC en Antioquia, señalan la importancia de que los padres de familia se abstengan de usar la tecnología como una herramienta para distraer a sus hijos y en lugar de ello eduquen de manera adecuada a los niños y adolescentes en el manejo correcto de la tecnología pues un uso inadecuado puede causar problemas como la ciberdependencia o representar un amenaza para la privacidad.

“Se debe enseñar que son herramientas que ayudan, pero se deben utilizar bien para evitar problemas de salud o problemas sociales y familiares por la adicción o mal uso que estos dispositivos pueden generar. Una tableta, un celular o un computador, pueden ser buenos instrumentos para que los padres de familia jueguen con sus hijos desde temprana edad, pero por determinado tiempo, en ciertos momentos del día y en algunos espacios del hogar, al igual que pueden utilizarla juntos para consultar, buscar información para alguna tarea del colegio.”

Edad correcta para el uso de la tecnología

Serge Tisseson, psiquiatra francés de la Universidad de Nanrrete en París creó, basado en un estudio científico, una regla que establece la edad ideal en la que los niños deberían tener acceso a diferentes tipos de tecnología.

La regla llamada 3-6-9-12 que además es recomendada por la Sociedad Francesa de Pediatría Ambulatoria, contempla los siguientes parámetros: evitar las pantallas antes de los 3 años, no utilizar consolas de juegos portátiles antes de los 6 años, usar internet después de los 9 años pero siempre bajo el acompañamiento y regulación de un adulto y después de los 12 años pueden acceder internet solos pero es recomendable establecer horarios de uso.

 “Es importante tener cuidados al usar los dispositivos para prevenir la ciberdependencia y los riesgos en Internet, así como las situaciones que se presentan por redes sociales. La ciberdependencia es inconsciente, la persona no se da cuenta de su adicción o uso compulsivo. Para evitarlo hay que establecer normas claras, dar conciencia de cuánto tiempo se debe usar y de qué manera. Los cuidados con el Internet y redes sociales son básicamente hablar de la importancia de la privacidad, con quién habla, quién ve lo que se publica, no darle click a todo lo que llame la atención en internet” agrega Posada.

DEJA UN COMENTARIO

Por favor escribe tu comentario
Por favor ingresa tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.