Procuraduría abrió investigación contra exalcalde de Itagüí, León Mario Bedoya, por presunta corrupción

La procuraduría abrió una investigación preliminar contra el exalcalde de Itagüí, León Mario Bedoya, por presunta corrupción en la contratación de unas aulas móviles en las que niños y jóvenes de las instituciones educativas, Carlos Cortés, Avelino Saldarriaga y Los Gómez llevan estudiando más de 5 años.

La Procuraduría levantó esta indagación disciplinaria tras conocer la queja de líderes comunitarios a través de la W Radio, que indican que los estudiantes de estos establecimientos reciben clases en condiciones infrahumanas en una especie de contenedores bajo situaciones climáticas difíciles de manejar.

De acuerdo con la entidad, durante su mandato, el exalcalde habría pagado por estas aulas móviles $1.434.000.000 millones en 2017, $2.869.000.000 millones en 2018 y $10.000.000 millones en 2019.

Cabe señalar que Bedoya contrató estas aulas móviles mientras que el Gobierno Nacional a través del FFIE terminaban las obras de los megacolegios, sin embargo, ninguna de las tres instituciones educativas ya mencionadas ha sido entregadas porque aún están en proceso de construcción.

En el gobierno actual de Itagüí, de los nueve megacolegios, dos ya han sido entregados.

Las instituciones en las que actualmente hay “contenedores” para recibir clases, fueron demolidas durante el periodo de mandato de León Mario Bedoya, pues esta fue una de las condiciones del FFIE para indicar la construcción de las nuevas infraestructuras.

Para abrir el expediente, la procuraduría entrevistó al alcalde de Itagüí José Fernando Escobar quien indicó que cuando inició su mandato negoció con la empresa dueña de las aulas móviles que habían sido contratadas en la administración anterior y adquirió las mismas para que sean utilizadas en otras cosas una vez sean entregadas las instituciones educativas.