¿Por qué está haciendo tanto frío en Itagüí?

Si usted es de los que está durmiendo con tres cobijas, medias y pantalones largos hace ya casi una semana, sepa que la razón tiene que ver con el aumento de las lluvias, lo que genera más nubes y en consecuencia, menos radiación solar en el Valle de Aburrá. Eso dijo el “piranometro” de Siata, si, sabemos que es una palabra rara, pero ya le vamos a explicar qué es eso.

Según nuestra amiga Wikipedia, “Un piranómetro (también llamado solarímetro y actinómetro) es un instrumento meteorológico utilizado para medir de manera muy precisa la radiación solar incidente sobre la superficie de la Tierra. Se trata de un sensor diseñado para medir la densidad del flujo de radiación solar (kilovatios por metro cuadrado) en un campo de 180 grados”.

Volvamos a lo nuestro: entonces, como las nubes dificultan el paso de los rayos del sol, las temperaturas han bajado hasta los 9 grados en sectores como Santa Elena y para acabar de ajustar, la humedad que ingresa desde el oriente también aporta al frio, por lo que la sensación térmica cae. Agreguemos a la lluvia, la alta nubosidad y la poca radiación, la velocidad del viento y tenemos la combinación perfecta para estar muertos de frio por estos días, según nos explicó Julián Sepulveda, líder de metereología de SIATA, sistema de alerta temprana del Área Metropolitana del Valle de Aburrá.

Algunos expertos afirman que el clima puede mantenerse así hasta mediados de julio e incluso agosto. Así que a comprar pantuflas.